Ansiedad y Depresión, como puede ayudarte el Yoga

Ansiedad y Depresión, como puede ayudarte el Yoga

Como continuación del primer artículo sobre ansiedad y depresión, te contaré otra experiencia que tuve con otro alumno, en éste caso es hombre, y lo señalo porque curiosamente la mayoría de practicantes de yoga son mujeres, y no entraré ahora a analizar esta estadística.

Pues bien, Juan por darle un nombre, que no es real para respetar su identidad e intimidad, cuando empezó el primer día en la clase de principiantes de Yoga, me comentó que tenía problemas de ansiedad y que era incapaz de estar quieto, ya que ésto le producía aún mayor agobio e incrementaba los síntomas.

Así que cuando hicimos la relajación que generalmente se realiza acostado sobre la esterilla, sabía que para él esto sería muy incómodo, y le propuse que en lugar de tumbarse, se sentara con la espalda apoyada en la pared, y que con total libertad si lo necesitaba, que se moviese intentando hacerlo de manera suave.

En lugar de cerrar los ojos, que sería otro inconveniente para él, le comenté que los mantuviera abiertos si lo deseaba, en definitiva que con toda libertad mantuviera una postura cómoda, muy cómoda física y mentalmente para él en aquel momento….

Así que poco a poco le fui proponiendo algunas alternativas para que su práctica no se convirtiera en un motivo más de estrés y ansiedad añadida.

El durante todo el proceso que estuvo en mi clase, creo recordar que fueron 3 meses tuvo la valentía y tesón para seguir viniendo constantemente y aguantar seguramente toda la infinidad de auto sabotajes que su mente le ponía por medio.

Pues bien, al cabo de ese tiempo pasó a una clase más general donde la atención al alumno ya no es tan cercana porque conocen los principios básicos de las asanas y su práctica, y entonce al finalizar la misma se acercó a mí y me comentó que ya había conseguido dejar su medicación bajo la prescripción de su médico, y que éste le había dado el alta.

No existe bajo mi punto de vista una satisfacción mayor para ningún profesor de yoga que ver la evolución de sus alumnos, y en particular el caso de Juan me quedará grabado para siempre por su compromiso y entereza en la práctica y su trabajo en su propia curación.

Espero que esta experiencia os anime a todos aquellos que podáis estar pasando por una experiencia semejante a permanecer en la práctica para conseguir así sus beneficios.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies